Patrimonio | Sitio Patrimonial de Viña del Mar

Inmuebles del Cerro Castillo

En la época de la Colonia, el Cerro Castillo no era como lo conocemos hoy: un cerro independiente casi con características de isla en medio de la ciudad, si no que era parte de la colina entonces denominada la “Primera Hermana” que se encontraba unida a Agua Santa y que formaba parte de las siete elevaciones que caracterizaban la geografía de Viña del Mar.

  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo
  • Inmuebles del Cerro Castillo

Asociado a la llegada del tren a la ciudad, específicamente a la estación Miramar, en 1886, se originó el poblamiento de la zona, dinamitando y moviendo a fuerza de mula y cientos de hombres el material que constituía el Cerro Castillo y que lo unía a Agua Santa para así dar paso al ferrocarril.

Este cerro ha constituido un verdadero barrio con el pasar del tiempo que se caracteriza por su uso y destino principalmente residencial. En él destacan varias construcciones como también una plaza mirador que ofrece vistas impresionantes de la comuna, como también de un ícono de la Ciudad Jardín como es el Reloj de Flores que se ubica a sus pies.

Ligado a la historia de Viña del Mar y de Chile, el Cerro Castillo congrega, además de Monumentos Nacionales destacados como el Palacio Presidencial y el Castillo Brunet, numerosos Inmuebles de Interés Histórico y/o Artístico que conforman un patrimonio único y especial como los siguientes:

Casa Prat

Inicialmente fue una maestranza que contaba con grandes espacios interiores y a la postre, hacia mediados del siglo XX y luego de pasar por diversos propietarios, la casa fue modificada en su interior, con el fin de crear las condiciones para el establecimiento de viviendas unifamiliares.

El edificio posee una fachada continua y dos pisos, destacando la ornamentación situada sobre puertas y ventanas, de carácter modular y formas circulares estilizadas, como asimismo, los escudos dispuestos en el segundo nivel.

Parroquia Nuestra Señora Inmaculada Concepción

Si bien no se conoce con exactitud la fecha e historia de su edificación, es una de las primeras construcciones comunitarias del Cerro Castillo y punto de reunión de la comunidad que habita el sector desde hace más de cien años.

En 1985, tras el terremoto que afectó a la zona, la Parroquia sufrió serios daños en su fachada, debiendo ser reemplazada por la que existe hoy, momento en que se aprovechó de restaurar su interior y reforzar el campanario.

Destaca por el trabajo en madera labrada, presentando un estilo neogótico, por la forma de sus arcos y columnas, especialidad de pequeñas dimensiones pero que logra intimidad y calidez.

Casa Mackay

El arquitecto Carlos Monck construye en 1920 esta casa que posee un fino trabajo de ornamentación en madera en las estructuras salientes del segundo nivel, con motivos zoomórficos, así como en los pilares de la logia con alerón de tejas, que se ubica en el acceso a la residencia.

Casa Consigliere

Vivienda unifamiliar construida por el arquitecto Barison, destaca por sus líneas simples, carácter macizo y sobriedad, predominando en su entrada dos columnas dóricas, las que se caracterizan por no presentar decoración en su capitel.

Casa Zabala

Esta edificación en madera posee una torre, ornamento en sus ventanas además presenta motivos geométricos dispuestos modularmente.

En la actualidad pertenece a los descendientes de José Rafael Zabala, quienes realizaron modificaciones a la estructura original, generando tres departamentos independientes.

Casa Álvarez

Forma parte del conjunto de viviendas ubicadas en calle Vista Hermosa que exhiben una influencia Art Nouveau, al incorporar novedades derivadas de la Revolución Industrial, como el hierro y el cristal.

La construcción erigida a fines del siglo XIX por el arquitecto Manuel Valenzuela presenta adornos con elementos orgánicos y geométricos en el segundo piso, así como coloridos vitrales que embellecen sus amplias ventanas.

Casa Crovetto

De estilo ecléctico, donde se mezclan diferentes componentes artístico-arquitectónicos, luce líneas sencillas y carece de ornamentos, destacando sus ventanas de guillotina y la galería en el primer nivel del torreón.

Este centenario chalet de madera de arquitecto desconocido, hoy destinado a Hostal y café- pub, domina por completo la calle Valparaíso.

Casa Edwards Sutil

Proyectada a principios del siglo XX a solicitud de la familia de Luis Edwards Sutil por el arquitecto Aquiles Landoff, quien más adelante realiza proyectos de connotada importancia para la ciudad como el Teatro Municipal, presenta una fachada no continua, con una torre central y dos cuerpos laterales cruzados. Sobresalen vanos o espacios con cristales alargados coronados por arcos de medio punto o media circunferencia, separadas por una pequeña columna de capitel jónico.